La sombra alargada de Steve Jobs

Si recuerdan el pasado evento de Apple, en el cual se presentó el nuevo iPhone 6 y el Apple Wacht, mientras todos se fijaban en la “maravillosa” tecnología de ambos, observé que las cosas no solo habían cambiado en Apple por causas obvias (la falta de Steve), también había cambios en sus métodos de comunicación.

No quiero realizar una comparativa absurda con el icónico Steve Jobs, una persona que atraía toda la atención de la sala y que cualquiera de sus frases, discursos o intervenciones públicas, eran catalogados cómo un “Mantra”. Pero las comparaciones son odiosas.

Para comenzar, la cita se realiza en el Flint Center de Cupertino, el mismo donde Steve Jobs presentó su primer Mac; una clara alusión los dorados ochenta.

El mensaje sigue siendo el mismo, “vamos a cambiar el mundo de la comunicación” y las palabras como “siempre”, “diferente”, “visión” o la mítica frase “one more thing” siguen apareciendo relacionadas a la manzana. Es importante relacionar tu marca con palabras simples pero poderosas, que tan sólo pronunciarlas te hagan recordar el producto.

Una diferencia importante la vemos en la distribución del escenario. Todavía recordamos a Steve en un escenario escaso y con una gran pantalla de fondo. Tim Cook, CEO de Apple y Phil Schiller, vicepresidente de marketing, caminan por un gran escenario, separado considerablemente de la pantalla pero sin perder la cercanía con el público. ¿Es un intento de empequeñecer su imagen en beneficio del iPhone?

Presentación del primer iPhone y del iPhone 6.

Presentación del primer iPhone y del iPhone 6.

El modo de vestir siempre ha sido una característica fundamental en el señor Jobs. Su estética sport con zapatillas y suéter fino contrasta ahora con la camisa por fuera y vaqueros más serios de Tim, pero siempre con ese toque que intenta decirnos “¡eh!, yo también puedo molar”; no es lo mismo, el señor Jobs era más gracioso.

Steve Jobes y Tim Cook.

Steve Jobes y Tim Cook.

Otro detalle que resalta de la presentación es la intervención de varios miembros de la empresa. Todas las características han sido explicadas por apartados y cada apartado por uno de sus representantes. En los años anteriores, el protagonismo lo ejercía Steve. Sabía a ciencia cierta que él era marca como su propia empresa y que debía ser la imagen de la misma.

Con el nuevo cambio nos están transmitiendo que Apple es una empresa dónde por encima de las estrellas del pop está el equipo, un equipo muy experimentado que puede conseguir que la empresa siga siendo rentable. No olvidemos la esencia del deporte americano: todos por el equipo.

En definitiva, Apple está buscando su nuevo rumbo, aunque perciben que la carismática presencia de Steve Jobs y su relación directa con la marca sigue estando activa. Va a ser difícil, aunque los intentos de alejarse de su pasado es un comienzo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s