Hollywood se queda sin ideas y sin películas

El cine americano ha aumentado el número de remakes en los últimos años, películas que al abrigo del éxito cosechado en su momento, pretenden repetir. ¿La meca del cine se está quedando sin ideas? Podríamos estar asistiendo al final del cine.

Seguro que si les hablo de “Golpe en la Pequeña China”, “El Cuervo”, “Le llaman Bodhi”, “Poltergeist” o “Mad Max” les vendrá a la mente la idea de un sábado por la tarde con amigos y muchas palomitas para recordar aquel cine de los maravillosos ochenta; pues no es así, porque les estoy hablando de la cartelera que se exhibe hoy día o la que vendrá el año que viene.

No es nuevo que Hollywood rescate del cajón de la historia del cine algún éxito o joya cinematográfica para que, en una versión actualizada, estropee toda la magia y le conceda un grado más de calidad a la cinta original. La señal que nos indica que en Los Ángeles están secos de ideas es que podemos decir la gran mayoría de espectadores que ya asistimos al estreno de la original porque no han pasado ni treinta años.

Es obvio que la televisión está arrinconando al cine contra las cuerdas y le está pegando una paliza de campeonato. Los mejores guionistas trabajan para las cadenas como HBO, AMC o ABC, a las que habría que sumar los recién llegados de la televisión online cómo Netflix. Las series se han convertido en superproducciones que atraen a mucho más público cada semana y en su defecto, muchos más anunciantes.

Parecería que el cine fuese un pez sacado del agua que intenta respirar pero que sabe que si no se vuelve al río, se morirá.

Si van a fecha de hoy, encontrarán dos de las películas mencionadas anteriormente y el 12 de Junio el estreno de “Jurassic World”, que aunque la quieran vender como una nueva entrega, huele a fallido intento de resucitar la gran película de la ¡década de los 90!, olvidando que los dinosaurios ya no venden (a no ser que sea un T-Rex montado por Hitler).

Porque además de los remakes, tenemos las secuelas, tal es el caso de la ansiada “Star Wars: El despertar de la fuerza”, o los spinn off, cómo el anunciado por la autora de Harry Potter. Aunque aparenten ser tramas diferentes a la original, sigue manteniendo la misma temática, vestuario, música e incluso algunos de los personajes de la original; en definitiva, más de lo mismo.

Entonces ¿por qué las grandes ideas terminan en la pequeña pantalla? Pero existe una duda que todavía me inquieta más y es la de saber si es una acción orquestada para abandonar al cine en esa orilla del río hasta asfixiarse.

Anuncios

4 comments

  1. No se quedan sin ideas. Se quedan sin ideas que les garanticen éxito. Nadie está dispuesto a poner en juego el dinero. Han contribuido alegremente a crear un modelo de pensamiento favorable al poder dominante y no tienen valor para cuestionarlo con guiones que no impliquen acción violenta, sentimentalismo moñas, competitividad extrema o patrioterismo barato. A día de hoy, sólo los hermanos Cohen se atreven a ofrecer algo distinto.

    Me gusta

  2. Completamente de acuerdo. Basta ver que quieren sacar un montón de películas de Star Wars, que hacen remakes como Las Cazafantasmas o blockbusters basados en cómics para ver que Hollywood vive del pasado,

    Por cierto, usamos el mismo tema de wordpress.
    Saludos.

    Le gusta a 1 persona

  3. lo que pasa es que las grandes producciones se concentran mas en los efectos y menos en contar una buena historia que contenga una trama fuerte y solida….toda historia es buena si es bien contada.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s