TIDAL es caro, es una copia pero deberías darle una oportunidad

La plataforma musical vía streaming TIDAL ha llegado para competir directamente con la ya extendida Spotify. El respaldo de artistas de la talla de Madona o Jay-Z pretende ser su principal baza comercial frente a la gratuidad de la otra ¿conseguirá afianzarse?

Asistiendo a la presentación de TIDAL, la nueva plataforma musical en streaming, tuve la sensación de asistir más bien a un programa de los Grammy que a la de un nuevo producto de consumo digital. La noche se iluminaba de estrellas cómo Madona, Daft Punk, Usher, Rihanna, Alicia Keys, Calvin Harris, Nicki Minaj o Beyonce, que junto con su esposo Jay-Z, son los promotores principales de esta aventura musical.

Rihanna, Alicia Keys, Madona, Beyonce Posando paraTIDAL-Fuente itsqueenrihanna

Rihanna, Alicia Keys, Madona, Beyonce Posando paraTIDAL-Fuente itsqueenrihanna

La presencia de tanto talento junto en tan poco espacio, debería servir para sacar un producto original, rompedor y que hiciera temblar a cualquiera de los que ya estaban en el mercado; parece que todavía no vislumbra cómo tal.

TIDAL está tan enfocado en uno de sus competidores-y enemigo declarado-Spotify, que parece una copia del mismo. Imagínense que Pepsi Cola usara los mismos colores que Coca Cola, pero además, costando más dinero. Es cierto que una lista prediseñada de música no tienen más misterio y que es igual en cualquier plataforma ¡pero es que el diseño es idéntico!

Las grandes novedades que aporta TIDAL son: la reproducción de vídeos en HD y la calidad HIFI en el sonido. Para la primera, su competidor Youtube con Vevo tiene las de ganar y la segunda, a pesar de ser un amante de la música, no creo que Usher suene muy diferente si no elijo el HIFI. Aunque hay que reconocerles que son novedades importantes que nadie ofrece bajo la misma plataforma.

Su principal talón de Aquiles es el elevado precio que exige por sus servicios: casi diez dólares al mes su versión Premium y casi veinte dólares al mes por su versión HIFI (la más recomendada). No puede competir con la gratuidad que Spotify ofrece-con publicidad-aunque si con los casi diez dólares que cuesta mensualmente. La no gratuidad de TIDAL-sólo una prueba de treinta días-ha provocado las irás de todos los usuarios, llegando a ser viral la tendencia #TidalForAll en redes sociales.

tidalforall

Otro obstáculo para los “Firmantes de la declaración TIDAL”-se hizo una escenificación de la firma de un acuerdo entre todos los aristas al estilo de Declaración de Derechos del hombre-es su corta lista de éxitos, problema subsanable con el tiempo.
Es aquí, aunque parezca lo contrario, dónde TIDAL podría imponerse en el mercado ¿cómo?

Entre sus estrellas se encuentran las que más discos venden y las más solicitadas por los usuarios, retirándose de otras plataformas, cómo ya hizo Taylor Swift de Spotify. Estoy seguro que podría hacer efecto dominó con el resto de artistas y una muestra es la prueba AC/DC. El grupo no está disponible en Spotify pero si en TIDAL, toda su discografía ¿y si los demás lo imitaran? Me obligaría a darme de alta si quisiera oír al resto, porque a pesar de ser gratis, si no está disponible la música que busco, no me interesa.

Creo que no podemos desdeñar esta apuesta por parte de importantes empresarios del sector de la música, los cuales, exigen algo tan importante cómo cobrar por consumir su arte o ¿trabajaríamos tan sólo por patrocinio y no por nuestra habilidad?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s